Wikileaks

Saturday, August 23, 2008

Los rusos de Imatra

La última noche que pasamos en Imatra no pude dormir. Lo que te voy a contar pasó en este hostal:

Imaginaos ese edificio en mitad de la nada, de noche, sin nadie más que algunos inquilinos (todos rusos).
Estábamos Mónica II y yo solas en el comedor, un sitio grande lleno de mesas, viendo la tele para bajar la cena cuando noté que había dos hombres intentando entrar en el hostal. Yo pensé que eran inquilinos (sí lo eran) y les abrí la puerta.
Eran dos hombres rusos, de mediana edad, con pinta de "los soprano", que nada más entrar nos preguntaron si sabíamos hablar inglés, en inglés. Les dijimos que sí, pero al parecer ellos no sabían y continuaron hablando en ruso como si fuese lo más fácil de entender.
Se sentaron en nuestra mesa. Uno de ellos nos cambió el canal de televisión para ver los deportes y el otro nos seguía hablando en su idioma, extrañado de que no entendiésemos ni una palabra. El hombre, como quien no quiere la cosa, sacó una navaja y mientras hablaba, la iba abriendo.
Yo vi que no había nada que cortar en la mesa aparte de nosotras, así que le pregunté a Mónica II si nos íbamos a dormir. La pobre, que veía el mismo espectáculo de la navaja que yo, me dijo que sí y salió corriendo.
Subimos a nuestras habitaciones, pero mientras habría mi puerta oí que los rusos estaban subiendo también, así que me metí en la habitación lo más rápido que pude con la esperanza de que los tíos no vieran cual de ellas era la mia.

Imagina, estaba en esta habitación:

sin escapatoria, con un cuchillo debajo de la almohada (que luego dejé en la mesilla porque no era cuestión de cortarme la cara yo misma), en ese zulo en mitad de la nada. No pude dormir casi nada, y en el rato que dormí soñé que uno de los rusos entraba en mi habitación y me desperté sobresaltada.

3 comments:

Anonymous said...

Que miedo!!! Parece una pelicula de terror. Eso me recuerda a una que vi titulada "the cook" (malisima por cierto, no la recomiendo)que se trataba de un cocinero, no recuerdo de que nacionalidad (pero que no hablaba ingles), que iba a un instituto de colegialas en EEUU (creo)para hacer de pinche. Y vaya si hacia de pinche. Cada dia mataba a una de ellas y la ponia a cocinar para el resto. Hacia con ellas hamburguesas, rellenos... Y lo bueno es que el resto de las chicas decian que cocinaba deliciosamente.Mientras que el les decia en su idioma, os voy a matar y a cocinar. Si supieran que les estaba diciendo y que comian... En definitiva, no quedo ni una viva. Moraleja: no te fies de ningun tio al que no entiendas ni papa con un cuchillo en la mano y sal por patas a la minima ocasion. Bueno, que de hecho eso hicisteis... jejeje. Vaya tela con los rusos!!

Anonymous said...

HoLa!! que tal!! andaba buscando informacion sobre finlandia y encontre tu blog! (el cual por cierto ya lei desde el principio y me parecieron muy graciosas todas esas experiencias! aunque esta de los rusos en verdad es creepy! :O haha) ahh y es muy interesante lo que escribes de lo que realmente se hace en finlandia! haha no como lo que esta en los libros... seria genial que siguieras escribiendo sobre ellos! =P
ahh y es verdad que la mejor manera de matar de miedo a un finlandes es sentandote a su lado en un autobus que tiene todos los demas asientos vacios y quedarte en silencio??? x'D
Saludos desde Mexico!... --> :/ haha!
Samantha

Sandra said...

Hola!
acabo de ver tu comentario y me ha hecho ilusión ver que alguien lee el blog :). La verdad es que lo había decidio dejarlo pero me has animado a hacer un par de entradas más.
Gracias y hasta pronto!